Dragiinfo

Hemos decidido crecer en tu mente…

Los lípidos

Los lípidos o grasas son conjuntos de sustancias de naturaleza química un tanto heterogénea que tienen como carácter común ser insolubles en agua y disolverse en los llamados disolventes orgánicos (éter, tetracloruro de carbono, benceno, alcohol, etc.). Químicamente se definen como ésteres de ácidos grasos con alcoholes. En todas las grasas están presentes los ácidos grasos, formados por cadenas de cuatro o más átomos de carbono con la función ácida COOH; ésta puede combinarse con alcoholes (sustancias con grupo OH); al resultado de esta combinación se le denomina éster. La hidrólisis de las grasas da ácidos grasos y alcohol. Se puede diferenciar entre los lípidos simples, que son los ésteres de ácidos grasos con alcoholes, tal como hemos visto, y los lipoides, lípidos más complejos, que son ésteres de ácidos grasos con alcoholes y además otras sustancias.

Los lípidos simples incluyen las grasas típicas, corrientemente llamadas aceites, mantecas y sebos. Según los ácidos grasos que participen en la esterificación, las grasas resultantes serán distintas. La oleína es una grasa líquida a temperatura ambiental; la estearina es sólida, mientras que la palmitina en condiciones normales es muy blanda. Las grasas naturales están constituidas por una mezcla de las tres, influyendo por tanto la proporción de cada una de ellas en su estado físico final. Los ácidos grasos pueden separarse en un proceso llamado saponificación, de efectos inversos a la esterificación y que se realiza durante la digestión en el intestino. Su función primordial es la de actuar como sustancia de reserva.

Los Lipoides

Los lipoides son un grupo de sustancias cuyas propiedades químicas son un tanto heterogéneas, pero que físicamente se comportan como lípidos, siendo por tanto insolubles en agua y solubles en los típicos disolventes lipídicos. Son importantes los fosfolípidos (como la lecitina), las estearinas (como la colesterina) y los carotinoides, representados por la carotina y la xantofila de los vegetales.

Los Prótidos

Los prótidos son un grupo de sustancias nitrogenadas, constituyentes esenciales de los organismos, compuestos por carbono, hidrógeno, oxígeno y nitrógeno en un 16%, y además azufre y fósforo, junto a otros elementos; puede afirmarse que no hay ser vivo sin prótidos, ya que a ellos va ligado todo el dinamismo vital.

Hidrolizando los prótidos mediante la ebullición y utilizando álcalis, se obtienen unas sustancias muy sencillas, constituyentes básicos de todas las moléculas proteicas.
Según el modo de presentarse y la complejidad de su estructura molecular, los prótidos se clasifican en: aminoácidos, péptidos, proteínas y proteidos.

Los aminoácidos

Son la base para la formación de proteínas; están constituidos por ácidos orgánicos, en los que se sustituyen uno o más átomos de hidrógeno por el radical amino (-NH2) en el carbono contiguo a la función ácido, resultando un aminoácido.
Son cuerpos sólidos, incoloros y cristalizables, generalmente solubles en agua, debido a la combinación de los radicales carboxilo (-COOH) y amino (-NH2) con las moléculas disociadas de agua. Los aminoácidos se pueden separar, gracias a métodos de cromatografía, sobre resinas o papel.

La combinación de dos aminoácidos da lugar a un péptido, liberándose una molécula de agua; en este caso, el péptido será un dipéptido que, repitiendo a su vez el mismo proceso, dará lugar a un tripéptido, pudiéndose alargar la cadena con la consiguiente liberación de una molécula de agua por cada aminoácido adicionado.

Las proteínas

Se originan por combinación de polipéptidos diferentes por lo que, como es fácil suponer, las moléculas resultantes de esta unión tienen un peso molecular muy elevado. Un caso concreto es la albúmina del huevo, proteína muy representativa, cuyo peso molecular es del orden de 38.000, extraordiariamente elevado si lo comparamos con el cloruro sódico, cuyo peso molecular es de 38,5, mientras que el de la sacarosa es de 342.
Las proteínas dan con el agua disoluciones de tipo coloidal y aspecto opalescente, y se coagulan por acción del calor y de los ácidos.

Hay muchas proteínas de importancia, entre ellas las protaminas, las histonas, las escleroproteínas, las albúminas y las globulinas. Las protaminas se hallan en el núcleo central y al combinarse con ácidos nucleicos dan lugar a los nucleoproteidos, de gran importancia como veremos posteriormente. Otras proteínas, también combinadas con los
ácidos nucleicos, son las histonas, que posiblemente tengan la función de controlar la actividad de los genes.

Las escleroproteínas se encuentran en los tejidos esqueléticos animales. Entre ellas están las colágenas, presentes en los tejidos cartilaginoso, conjuntivo y óseo, y las queratinas, que se caracterizan por su resistencia a los agentes químicos y se encuentran en la capa córnea de la piel, uñas, pelos, cuernos, etcétera, a los que confieren su dureza. Las albúminas son proteínas típicas muy extendidas tanto en animales como en plantas, que se caracterizan por su solubilidad en agua destilada y soluciones salinas. Se conocen diversas albúminas, cuyo nombre depende de su origen, por ejemplo, la ovoalbúmina de la clara del huevo, la seroalbúmina del suero sanguíneo, la lactoalbúmina de la leche v la leucosina del trigo y otros cereales. Por último, están las globulinas, sólo solubles en agua en soluciones salinas diluidas. Se asocian con las albúminas: ovoglobulina,
lactoglobulina, seroglobulina y el fibrinógeno del plasma sanguíneo
; a las globulinas se las denomina inmunoglobulinas por relacionarse con la formación de anticuerpos en los procesos inmunológicos.

Los proteidos

Los Proteidos, además de contener proteínas, constan de sustancias no proteicas que forman los denominados grupos prostéticos; por ejemplo, los nucleoproteidos del núcleo están constituidos por proteínas, como la protamina o la histona, en combinación con los ácidos nucleicos, que representan en este caso el grupo prostético.

Otro proteido muy importante es la hemoglobina, responsable del color rojo de la sangre, formada por la globina y un grupo prostético, el hemo, que tiene un átomo de hierro; la clorofila, pigmento vegetal por excelencia, también es un proteido, con magnesio en vez de hierro en el grupo prostético.

Los aminoácidos

Los aminoácidos, son la base para la formación de proteínas; están constituidos por ácidos orgánicos, en los que se sustituyen uno o más átomos de hidrógeno por el radical amino (-NH2) en el carbono contiguo a la función ácido, resultando un aminoácido.
Son cuerpos sólidos, incoloros y cristalizables, generalmente solubles en agua, debido a la combinación de los radicales carboxilo (-COOH) y amino (-NH2) con las moléculas disociadas de agua. Los aminoácidos se pueden separar, gracias a métodos de cromatografía, sobre resinas o papel.

La combinación de dos aminoácidos da lugar a un péptido, liberándose una molécula de agua; en este caso, el péptido será un dipéptido que, repitiendo a su vez el mismo proceso, dará lugar a un tripéptido, pudiéndose alargar la cadena con la consiguiente liberación de una molécula de agua por cada
aminoácido adicionado.

Las proteínas

Se originan por combinación de polipéptidos diferentes por lo que, como es fácil suponer, las moléculas resultantes de esta unión tienen un peso molecular muy elevado. Un caso concreto es la albúmina del huevo, proteína muy representativa, cuyo peso molecular es del orden de 38.000, extraordiariamente elevado si lo comparamos con el cloruro sódico, cuyo peso molecular es de 38,5, mientras que el de la sacarosa es de 342.
Las proteínas dan con el agua disoluciones de tipo coloidal y aspecto opalescente, y se coagulan por acción del calor y de los ácidos.

Hay muchas proteínas de importancia, entre ellas las protaminas, las histonas, las escleroproteínas, las albúminas y las globulinas. Las protaminas se hallan en el núcleo central y al combinarse con ácidos nucleicos dan lugar a los nucleoproteidos, de gran importancia como veremos posteriormente.
Otras proteínas, también combinadas con los ácidos nucleicos, son las histonas, que posiblemente tengan la función de controlar la actividad de los genes.

Las escleroproteínas

Se encuentran en los tejidos esqueléticos animales. Entre ellas están las colágenas, presentes en los tejidos cartilaginoso, conjuntivo y óseo, y las queratinas, que se caracterizan por su resistencia a
los agentes químicos y se encuentran en la capa córnea de la piel, uñas, pelos, cuernos, etcétera, a los que confieren su dureza. Las albúminas son proteínas típicas muy extendidas tanto en animales como en plantas,
que se caracterizan por su solubilidad en agua destilada y soluciones salinas. Se conocen diversas albúminas, cuyo nombre depende de su origen, por ejemplo, la ovoalbúmina de la clara del huevo, la seroalbúmina del suero sanguíneo, la lactoalbúmina de la leche v la leucosina del trigo y otros cereales. Por último, están las globulinas, sólo solubles en agua en soluciones salinas diluidas. Se asocian con las albúminas: ovoglobulina,
lactoglobulina, seroglobulina y el fibrinógeno del plasma sanguíneo; a las globulinas se las denomina inmunoglobulinas por relacionarse con la formación de anticuerpos en los procesos inmunológicos.

Los proteidos, además de contener proteínas, constan de sustancias no proteicas que forman los denominados grupos prostéticos; por ejemplo, los nucleoproteidos del núcleo están constituidos por proteínas, como la protamina o la histona, en combinación con los ácidos nucleicos, que representan en este caso el grupo prostético.

Otro proteido muy importante es la hemoglobina, responsable del color rojo de la sangre, formada por la globina y un grupo prostético, el hemo, que tiene un átomo de hierro; la clorofila, pigmento vegetal por excelencia, también es un proteido, con magnesio en vez de hierro en el grupo prostético.

A continuación procedemos a estudiar las Enzimas: https://www.dragiinfo.com/las-enzimas-propiedades-y-clasificacion/

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This div height required for enabling the sticky sidebar